domingo, 2 de junio de 2013

FIESTA JOLGORIO…

Gabon amig@s!

Se acaba la semana, y, por suerte, empieza otra.

Hoy mis niñas han ido invitadas a una comunión. Estaban tan nerviosas que parece que eran ellas las que hacían la comunión.
A las 8 y pico ya estaban abajo, que a ver cuando las vestía, jajajajaj.

Hemos ido con ellas a misa, por que aunque nosotros no íbamos a la comunión, no van a estar solas en la iglesia, que los padres del niño bastante tenían con tener cuenta de él.

Pues bueno, hacía mucho tiempo que no iba a la iglesia, y la verdad es que me he divertido más de lo que pensaba. Sí, todo lo que se puede divertir alguien como yo, que a poco que me fije…

Primero, hoy han llevado un coro, y en cuanto han empezado con las canciones típicas de misa, la mínima se pone a bailar, y a acompañar con su voz al coro. La mayor estaba con una amiguita del cole, con lo cual estaba feliz como una perdiz. Y la mediana, que la pobre se aburría como una ostra, dice en alto a mitad de la misa: ahora dan las pastillas y ya se acaba no? Se refería a la comunión claro, ella le llama pastillas, y no entiende por que ella aún no la puede tomar.

Ha habido una cosa que me ha hecho mucha gracia, por qué la gente se disfraza para ir a una fiesta? Vamos que alguna parecía que había pasado por un taller de chapa y pintura. Entiendo que hay que ir arreglada, pero es que alguna va pintada como una puerta. Imagino que por la noche en vez de usar el tónico y la leche le darán con el cincel, por que semejante capaza…

La señora que estaba sentada delante de mí, llevaba tanta laca que parecía mismamente que tenía puesto un casco de moto. Es más, si en ese momento se habría levantado un huracán, es posible que el viento la revolcase por el suelo, pero no se le habría movido un pelo. Os lo juro. Espero que se lave la cabeza antes de ir a dormir, por que si no se le van a clavar los pelos en el cerebro….

A parte de esto, en la misa había tantos niños que aquello parecía una fiesta. Ni dios hacía caso al cura (de hecho creo que hasta dios estaba fuera, para no aguantar la chapa…) y en este clima tan distendido, que hacía yo? Pues además de fijarme en el estilismo del personal, hablar de costura con otra mamá. Bueno una vez que mi costilla ha salido por que la mínima no callaba. Que mi costilla es de la vieja escuela, en misa no se habla, no se ríe (es uno de esos sitios donde me da la risa floja y no puede parar, el otro es la biblioteca), no se mira hacia atrás, y bueno de comer y beber…. Yo en eso difiero un poquito de su opinión. Por suerte coincidimos  poco en misa. Discusiones que nos ahorramos.

Por lo demás, no hay mucho que decir, ha sido un domingo bastante ocioso.
Os dejo una foto de las niñas, que estaban preciosas (que os voy a decir yo). Ah la falda de la mayor se la ha hecho su madre, esta que escribe. Y bueno, para ser una aficionada no me quejo.


Y hasta aquí hemos llegado. Bikos y muxus de corazón. Agur!


2 comentarios:

  1. La falda olé para la costurera, si, para esa atea que se ríe en misa y que diserciona al personal con ánimo de alegrarnos la vida, a esa.
    Las niñas monísimas, la maxi con cara de buena, aunque sabiendo quien es su madre a mi no me engaña y la midi pues con cara de gritar !asucar! encualquier momento.
    Besoooooooooooooooos

    ResponderEliminar