jueves, 19 de septiembre de 2013

SACANDO PUNTA...

Gabon amig@s!

Hoy en el blog, nos vamos a dedicar a destripar. Sí, sí, a sacarle las tripas al papel couché, y a confirmar que el dinero y la clase NO (siempre) van juntas.

Bien, mi paparazzi favorito me ha mandado las fotos de la revista española más glamourosa: HOLA!, por supuesto, y ahora yo, voy a hacerles la autopsia a los retratos. No a las fotos en sí, que son maravillosas, si no a sus ocupantes. 

Empezamos por una belleza internacional que parece que a veces está en los días D permanentemente. Aquí va la primera joya:


Sí, ya se que aún no sabéis quién es. Yo tampoco lo sabía. Es más, pensé que podía ser cualquier chony de las que me encuentro día sí, día también en el centro. 
Es considerada una de las más elegantes. Desconozco el nombre del diseñador de semejante mierda de zapatos, es más  a mi no me saldría algo tan feo ni después de haber estado catando el riojita en todas las bodegas de Haro. Espero que no sean de su gran amigo, "El increíble hombre menguante", que por cierto, podía ejercitar un poco más el cuerpo y menos su cabeza, que ha bajado tanto de peso que parece un canario (cuerpo pequeño, cabeza inmensa). Por no hablar de que con la pasta que tiene, en vez de hacerse esa coleta mierdosa, con ese pelo que me da una grima que se me pone el vello como escarpias, podía pagar a un peluquero de forma PER-MA-NEN-TE... jejjejeej. Ah, no, que la historia es que los que más tienen, son los que menos gastan. Paradojas.(Me refería a Carlos L.field)

Bien, aún no sabéis quién es, pero en esta foto vais a descubrir a la afortunada, nada acertada en la bisutería que lleva. Opinad vosotros:

Por Diosssssssssssssss, esa pulsera de corchos de champán!!!!!!!!!! Qué sí, que será Moët & Chandon, no lo pongo en duda, pero que pulsera más cutre, de verdad. De fea ya ni hablamos, por que sinceramente, a no ser que tenga pensado ir a coger nécoras a la ría, a mi no me hace falta una pulsera tipo "nasa".
Será que yo soy rara, seguramente. Pero tengo claro que dinero y estilo (esto lo sabía de antes) no va siempre unido. 

Tenía más para destripar, pero dejo para mañana la boda de Fran Rivera, que merece capítulo a parte.
Por cierto, se me ha ocurrido que si queréis que hable de algún tema en particular estoy abierta (de mente, no de piernas, cochinotes) a sugerencias. Me parece que veis mi correo, pero por si acaso. isabelfc77@gmail.com

Y hemos terminado. 
Bikos y muxus, de corazón. Agur!

7 comentarios:

  1. Vamos a tener un día a la semana de prensa rosa? Bien!!!!
    Y luego.... tendrás que imponer el día de la política (eso da para mucho), los deportes (lo dejas para los lunes),....... y así te veo montando tu propio diario, sólo nos van a faltar los patrocinadores y el paperboy!
    Estaba leyendo tu post y pensando !Que gran poder de adivinación el mío, porque el churri churri de la coleta y cara de estreñío no podía ser otro que Carlitos, que por cierto, el otro día lo ví sin gafas y ozú!
    Isa no o creerás pero me sorprendes cada día, !que gran cronista ha perdido sin saberlo la prensa española!

    ResponderEliminar
  2. Uy uy desde que has leído las 50 sombras como estas.
    Nunca me hubiese esperado a la Carolina con semejantes zapatos, que mira que son feos!!!!!
    Pero tienes razon teniendo al tal Carlos ese como amigo cualquier cosa se puede esperar.
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Uy uy desde que has leído las 50 sombras como estas.
    Nunca me hubiese esperado a la Carolina con semejantes zapatos, que mira que son feos!!!!!
    Pero tienes razon teniendo al tal Carlos ese como amigo cualquier cosa se puede esperar.
    Besos

    ResponderEliminar
  4. Se me olvidaba, dedicarás otro día a la crónica Real, para que la princesa tenga su espacio!
    Fdo: tu representante (60% de tu tarifa is for me)

    ResponderEliminar
  5. Uy! Deseando estoy de ver el bodorrio. Por lo demás toda la razón. A Carolina se le ha ido la pinza cantidad. Ay, que creo que ya sé quien es tu paparazzi! Me gusta mogollon lo de "zapatos de mierda" es que mierda es una palabra contundente que uso mucho y a la gente (lease mi marido) le pone la carne de gallina.

    ResponderEliminar
  6. Pues el vestido parece que esta sin acabar, todo deshilachado en las mangas y el bajo. Y es que la realeza ya no es lo que era. Lo bueno de los zapatos es que ya no se ha tenido que hacer la pedicura.
    Isabel sigue asi que me encantas

    ResponderEliminar
  7. Bueno.....bueno... Qué zapatos más.....cuquis ! No tenéis gusto ninguno! Son unos zapatos únicos! Porque nadie los quiere comprar jajajaa ains cómo me río contigo Isa!
    Y me viene una pregunta, llevará esmaltado permanente o se le irán borrando las uñas de los zapatos con el roce? Jojojo

    ResponderEliminar